Juan Francisco Espinosa rechazó ser vicefiscal general

Publicado por: admin el Sáb, 15/02/2020 - 05:52
Share
Juan Francisco Espinosa, quien se desempeñaba como director de Migración Colombia, rechazó la oferta que le hizo el nuevo fiscal general Francisco Barbosa para se
Juan Francisco Espinosa rechazó ser vicefiscal general
Juan Francisco Espinosa, quien se desempeñaba como director de Migración Colombia, rechazó la oferta que le hizo el nuevo fiscal general Francisco Barbosa para ser su mano derecha en el ente acusador y asumir el cargo como vicefiscal general. Según dijo Espinosa a través de su cuenta personal de Twitter, las razones para decirle "no" al puesto son netamente familiares. "Tras analizar en familia el generoso ofrecimiento del fiscal Francisco Barbosa quiero anunciarles que le he manifestado en la mañana de hoy mi decisión de no aceptar la Vicefiscalía por razones estrictamente familiares. Gracias fiscal por esta gran oportunidad", indicó. El fiscal general Francisco Barbosa mencionó que entiende las razones personales aducidas por Espinosa para no estar al frente de la Vicefiscalía y le deseó éxitos en sus nuevos proyectos profesionales. "En los próximos días informaré al país quién ocupará el cargo", anunció el funcionario. https://twitter.com/frbarbosad/status/1228704484722958336?s=12

¿Quién es Juan Francisco Espinosa?

Es abogado y especialista en contratos de la Universidad del Rosario de Bogotá. Tiene estudios en finanzas de la Universidad de los Andes y cuenta con más de 15 años de experiencia en sectores público, privado y académico. Se desempeñó como ministro de Justicia encargado, director de la Unidad de Información y Análisis Financiero (UIAF), viceministro de Justicia, coordinador del Grupo de Trabajo contra la Financiación del Terrorismo del Grupo de Acción Financiera Internacional de Latinoamérica – GAFILAT y, recientemente, había asumido la dirección de Migración Colombia en reemplazo de Christian Kruger. Como director de la UIAF generó el mayor impacto contra las organizaciones criminales en la historia de la entidad, tanto en número de casos entregados a la Fiscalía General de la Nación, como en el valor de los mismos, en cuantía superior a los 10 billones de pesos.