"Acuerdo de Paz no ha habido": carta de Uribe a Antonio Guterres

Publicado por: sebastian.alvira el Mié, 24/11/2021 - 08:12
Share
El expresidente Álvaro Uribe envió un documento de 26 puntos a Antonio Guterres, secretario general de la ONU, en el que cuestiona el Acuerdo de Paz.
Créditos:
@antonioguterres/ @AlvaroUribeVel

El expresidente Álvaro Uribe Vélez envió una dura carta al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, en el marco de su visita a Colombia por la conmemoración del Acuerdo de Paz, firmado entre el gobierno y las Farc. En el documento, compuesto por 26 puntos, critica dicho tratado y hace varios planteamientos para enfrentar el posconflicto, como la creación de una sala especial para juzgar a miembros de las Fuerzas Armadas. 

"Acuerdo de Paz no ha habido. Simplemente se fracturó la Legislación Nacional y se desafió la Internacional al dar impunidad total y elegibilidad política a personas responsables de delitos atroces, por ejemplo, de secuestro y violación de menores. Más aún, no se quiso aceptar por el Gobierno de entonces la alternativa que propuso la oposición para que estas personas por lo menos cumplieran una sanción razonable antes de ejercer la actividad legislativa", es el primer punto de la carta. 

El exmandatario también señaló que en materia de impunidad Colombia se salió de la regla de las democracias occidentales que exigen pena privativa de la libertad y no elegibilidad política de los responsables de delitos atroces. "Incluso superó la legislación de España, que es excepcional, que permite la elegibilidad de terroristas solamente cuando se han cumplido la totalidad de la pena privativa de la libertad y de las condiciones de la libertad condicional", sostuvo. 

 

Uribe le comenta a Guterres que, según las cifras oficiales hay 13 mil personas en armas y las disidencias de Farc suman más de 4 mil personas. Además, expone que la supuesta permisividad con el narcotráfico de las Farc, "elevada a rango Constitucional", llevó a pasar, según la medición de ONU, de 45 mil hectáreas de coca, aproximadamente, en los años 2012 y 2013, a más de 150 mil en 2018.

"El Acuerdo y las medidas concordantes del Gobierno de entonces, como la prohibición de la fumigación, dejaron al actual Gobierno en serias dificultades para erradicar esos cultivos. Y con el riesgo de minas anti personas que han asesinado a tantas personas que participan en la erradicación manual", indicó.

Según el exmandatario, lo deseable sería que Estados Unidos pudiera aportar la tecnología de vanguardia para detectar y eliminar todos los laboratorios de procesamiento de la droga, y con la mayor rapidez. Si esto no se hace la fumigación será inevitable, señala. 

Uribe dice que los programas de sustitución que dejó el anterior gobierno han resultado muy costosos e ineficientes. Muchas personas reciben el dinero, eliminan la droga en algunas parcelas pero en el entorno se amplían los cultivos. En la práctica no existen los compromisos colectivos o no se cumplen. Es importante mirar el escaso número de hectáreas de erradicación voluntaria y el altísimo costo estatal.

"El crecimiento de la droga ha acelerado el micro tráfico, elemento generador de mucha violencia, y además el consumo. En muchos municipios cafeteros, en época de cosecha, el micro tráfico puede representar el 14% de la nómina semanal que se paga a los recolectores del grano", dice el punto 10 del documento. 

 

El líder del Centro Democrático expone que el acuerdo "con la impunidad y el narco tráfico sembró un Estado Criminal alternativo" que se constituye en seria amenaza al Estado de Derecho. Por lo que es paradójico que mientras el actual gobierno de Colombia se caracteriza en su afán por la protección del Medio Ambiente, el Acuerdo de Paz sea "promotor de la destrucción de los recursos naturales y de nuestra juventud".

"Sigue vigente la necesidad de crear una sala especial, de magistrados imparciales, para investigar y juzgar a los integrantes de nuestras Fuerzas Armadas. La oferta de libertad a cambio de que reconozcan delitos, llevará a varios de ellos a aceptar crímenes no cometidos para poder estar en libertad y con sus familias, sin que los jueces tengan manera de decir que esa aceptación es mentirosa. Existe la ambición política de condenar a nuestro Estado por sistematicidad en violación de Derechos Humanos", aseguró el expresidente. 

Y concluyó: "Señor Secretario General: escribo estas notas con el mayor respeto. Me he atrevido a hacerlo no obstante mi condición de judicializado por razones políticas. Sus asesores podrán leer la causa judicial contra mi persona. He servido a Colombia con dedicación y pulcritud absoluta en el manejo de los recursos públicos". 

Guterres aún no ha emitido alguno sobre la carta de Uribe. Sin embargo, en las próximas horas se podría conocer su opinión al respecto. Este miércoles asistirá al acto por el quinto aniversario de la firma del Acuerdo de Paz, que llevó a la desmovilización de gran parte de las Farc. El evento contará con la presencia del presidente Iván Duque, excombatientes, víctimas y representantes de diversas organizaciones sociales, que son el eje central de lo acordado entre el Gobierno y las FARC durante las negociaciones de paz que durante cuatro años tuvieron lugar en La Habana. 

KienyKe Stories