Las cuentas de la Reforma a la Salud para ser aprobada

Publicado por: sebastian.alvira el Dom, 16/05/2021 - 09:30
Share
Varios partidos políticos anunciaron su voto negativo al proyecto de reforma a la salud y actualmente no tiene los votos suficientes para su aprobación.
Las cuentas de la reforma a la salud

Luego de casi 19 días de protestas en el país se vaticina el hundimiento de la reforma a la salud, uno de los objetivos del Comité del Paro y de distintos sectores de la sociedad colombiana. Pocos partidos mantienen su respaldo a la iniciativa y su trámite se ha dilatado mientras el Gobierno y Cambio Radical buscan apoyos. 

En primer lugar es clave recordar que el proyecto de ley 010 de 2020 ha sido rechazado por el sector salud, profesionales de esa área han señalado que no resuelve los problemas del sistema y que por el contrario beneficia el negocio en torno a la salud, dejando de lado el ideal de que sea un derecho para todos los colombianos. 

Carolina Corcho, médica psiquiatra y politóloga, y Luis Carlos Leal, médico cirujano general y concejal de Bogotá, impulsan una recolección virtual de firmas para pedirle al Congreso que hunda el proyecto. Han cuestionado sus alcances y desde sus conocimientos como profesionales de la salud han encontrado posibles inconsistencias en el articulado. 

"Como médicos y salubristas les podemos decir que dicha reforma sólo contribuirá a fortalecer los negocios económicos de las EPS, sacrificando el acceso a la salud. Además, profundizará las desigualdades en la prestación de los servicios de salud a los que tenemos acceso en Colombia y lo peor, es que ni siquiera propone medidas para garantizar el goce efectivo de la salud como derecho fundamental en el país", sostuvieron. 

 

Por su parte, el partido Cambio Radical liderado por Germán Vargas Lleras, ha señalado que lo que se ha dicho en torno al proyecto, esta ligado a una estrategia de desprestigio y confusión que pretende desinformar, hundir y provocar un descontento entre la ciudadanía.

El secretario y director de la colectividad, Germán Córdoba,  afirmó "tenemos hoy tareas inacabadas y retos pendientes, por lo cual es necesario continuar el proceso de mejoramiento de nuestro sistema de salud con base en las lecciones y aprendizajes de la pandemia. Consideramos pertinente el proyecto de ley de reforma a la salud para continuar fortalecimiento el rol del Estado en el sistema de salud". 

Además, el ministro de Salud Fernando Ruíz Gómez -cuota de Cambio Radical en el Gobierno- ha defendido el proyecto, recientemente manifestó a medios nacionales que, "hay que hacerle todo el esfuerzo a la reforma a la salud independientemente de los partidos. Es un tema técnico que no se debe politizar". 

Pese a contar con el respaldo del Gobierno Nacional la reforma a la salud agoniza en el Congreso. El Partido de la U reafirmó su negativa al proyecto, misma postura que adoptó el Partido Conservador, el Partido Liberal, el Partido Mira y las colectividades de oposición. 

Seis congresistas de otras colectividades pidieron el retiro de sus firmas como coautores y uno más pidió el archivo de manera independiente. Por lo que, la reforma ahora mismo solo cuenta con el respaldo incondicional de Cambio Radical y de algunos congresistas del Centro Democrático. 

 

Teniendo en cuenta las posiciones de partidos e individuales en el Congreso, la reforma a la salud solo tiene 10 votos positivos de 31 posibles, lo que traduce a su inminente hundimiento -en caso de que se mantengan dichas posturas-. 

Además vale la pena reseñar que lucha contra el tiempo, puesto que, como la iniciativa fue radicada el 20 de julio del año pasado y el Gobierno Nacional le dio mensaje de urgencia para que se redujeran sus debates, tiene que ser aprobada antes del 20 de junio en por lo menos primer debate para que pueda seguir haciendo su trámite en el legislativo. 

En caso de no ser aprobada bajo estos tiempos, la iniciativa sería archivada en las Comisiones Séptimas de Senado y Cámara, encargadas de su discusión. Dichas comisiones han convocado a una serie de foros en los que se pretende socializar con distintos sectores de la sociedad el contenido del proyecto con el objetivo de aclarar el alcance de algunos artículos y recoger ideas para robustecer la iniciativa. El primer foro se realizó el viernes y el siguiente está citado para la próxima semana. 

Es clave señalar que, la iniciativa no puede ser retirada del Congreso porque ya hay ponencia radicada para su votación, es decir, el proyecto se debe discutir, ya sea para aprobarlo o para archivarlo. En caso de que sea archivado, el Gobierno Nacional y Cambio Radical podría volver a presentarlo el 20 de julio para que vuelva a iniciar su trámite en el legislativo. 

Siga a KIENYKE en Google News