Crisis humanitaria en Colombia: miles de haitianos y cubanos están varados

Publicado por: german.alarcon el Vie, 10/09/2021 - 10:59
Share
Desde el departamento de Antioquia se reporta una nueva crisis humanitaria con la presencia de miles de haitianos y cubanos en la región de Necoclí.
Créditos:
EFE/Juan Manuel Blanco

Colombia se enfrenta a una nueva crisis humanitaria, con más de 14.000 migrantes varados en Necoclí, en el departamento de Antioquia, al noroccidente del país.

Los migrantes indocumentados, en su mayoría provenientes de Haití y Cuba, están varados en el municipio costero a la espera de poder cruzar un corredor selvático conocido como el Tapón de Darién, controlado por grupos ilegales, con la esperanza de llegar a Panamá y luego a Estados Unidos.

Los servicios de salud colapsados, las fallas en el suministro de agua y el riesgo sanitario inminente por el aumento de basura en las calles han contribuido a empeorar la crisis.

“En el tema de las basuras, pasamos de 15 toneladas diarias a 45 o 50 toneladas. El servicio de acueducto es muy precario, porque tiene más de 47 años. Fue construido cuando el casco urbano eran 4.500 habitantes. Ahora somos 22.000 más 14.000 migrantes. No da abasto”, dijo el alcalde de Necoclí, Jorge Augusto Tobón.
 
Según Tobón, alrededor de 100 migrantes llegan diariamente al centro de salud con problemas gastrointestinales y respiratorios. Muchos de ellos se han contagiado con coronavirus debido a que esta población no ha sido vacunada y no cuenta con dinero para comprar máscaras médicas.
 
Decenas de migrantes, incluidas mujeres embarazadas y niños, duermen en hoteles, hostales y casas alquiladas por día, mientras que otros se instalan en tiendas de campaña a la orilla de la playa.

Una compañía naviera que transporta personas a través del Golfo del Urabá, en la costa norte de Colombia, hacia Panamá no ha podido mantener el ritmo del movimiento.

Mientras cerca de 2.000 migrantes llegan diariamente a Necoclí, el país vecino no les permite la entrada a todos. Tobón pidió al Gobierno panameño que permita el ingreso diario de más personas, ya que actualmente solo autoriza 500.

"De continuar así, podríamos tener entre 25.000 y 30.000 personas represadas para final de septiembre", advirtió el alcalde.
 
La región del Urabá, en Antioquia, es una zona de tránsito para migrantes latinoamericanos, así como originarios africanos y asiáticos, que cruzan el Tapón de Darién y Centroamérica para llegar a EEUU.