Camilo Durán, el sabio de los trinos

Camilo Durán, el sabio de los trinos

26 de Julio del 2012

Ana María y Santiago, los hijos de Camilo Durán Casas, le dieron el sí al periodista Gustavo Gómez, compañero de su papá en los micrófonos de Caracol Radio. Unos días después de la muerte de Camilo, quien fuera uno de los mejores tuiteros del país, los tres se reunieron en un restaurante de Bogotá y Gómez les dio una sorpresa. Ese día les entregó un CD con valioso material inédito de su papá, que era una máquina productora de frases y aforismos.

Durán le había confiado años atrás a Gómez un archivo con muchas de esas ideas, paridas antes de que se inventara Twitter y se convirtiera en el vehículo favorito de las mordaces sentencias del exhombre de bolsa tentado por el periodismo. Gómez les propuso que usaran esas páginas, más una selección de los incisivos trinos de su padre y las mejores frases de los artículos publicados en prensa escrita, para hacer un libro de tributo. Con su visto bueno, Gómez se puso en la tarea de cazar, leer y seleccionar el material.

Camilo Durán y Gustavo Gómez
Gustavo Gómez fue amigo y compañero en Caracol Radio de Camilo Durán.

Fruto de varias semanas de trabajo y de trasnocho, nació Uribe es la suegra de Santos, libro titulado como uno de los célebres trinos de Durán, y en el que alrededor de 200 páginas recogen la chispa de un periodista con alma de grato intelectual. La familia tiene en su poder más material de Durán, que era diestro en el intercambio epistolar y hasta dio afortunados pasos en el campo de la poesía, pero todo eso eventualmente se convertiría en un futuro segundo volumen.

El libro, editado por Planeta gracias al interés del peruano Sergio Vilela, incluye los trazos conmovedores que Osuna le dedicó a Durán al saberlo muerto y unas palabras de Héctor Abad Faciolince escogidas por la familia para honrar el recuerdo del periodista. La obra, como dice Gómez en la presentación, “la hicimos para acompañarnos más de él toda la vida, y digo la hicimos porque la compilación es mía, la buena voluntad es de su familia y las palabras certeras son de él”.

KIEN&KE publica un adelanto de las frases con que los lectores de Uribe es la suegra de Santos van a encontrarse.

Camilo Durán Libro

Los sueños son digitales. La vida es analógica.

Las lágrimas son el thinner de las convicciones religiosas.

Para llegar al poder se requiere ambición. Para abandonarlo se necesita grandeza.

La vejez comienza cuando es uno el que despierta al despertador.

A la salud hay que cuidarla. De lo contrario, corremos el riesgo de morir enfermos.

No hay silla más cómoda que un buen recuerdo.

Uno sabe que está enamorado unos veinte años después.

Genio es el que puede aprender de los errores del futuro.

El adulador es el excremento del poderoso.

La ventaja del inteligente es que puede fingir de bruto.

No hay que exagerar. Ni siquiera en la moderación.

En Colombia, la ruta alterna es la principal.

A los malquerientes gratuitos: todo el mundo tiene derecho a expresar su opinión, pero a algunos les convendría tenerla antes de expresarla.

La idea es que a uno le guste el jazz sin entenderlo. ¡Entendiéndolo, a cualquiera le gusta!

Con las novelas ocurre lo mismo que con las mujeres: la peor es buenísima.

Las personas nunca piden rebaja cuando compran una ilusión. Por eso es tan fácil venderlas.

Las discusiones más provechosas con un amigo son aquellas en las cuales ninguno sabe si es Don Quijote o Sancho Panza.

¿A los restaurantes les dan algún descuento tributario si las patas de las mesas tambalean?

Los rituales son las muletas de las ideas.

Demagogo es el que piensa con la lengua.

Es preferible un gobernante mediocre que un buen caudillo.

En política, quien propone algo se expone a que lo apoyen sus enemigos.

Los gimnasios no evitan la muerte. La prorrogan.

Dios prefiere a los ateos. No le andamos estorbando ni pidiéndole cosas todo el tiempo.