Las paradojas de la homologación de titulos: otro “acierto” de la educación nacional.

23 de marzo del 2011

Creo que a varios de nosotros nos ha pasado, vamos a aplicar para un concurso o empleo y nos damos cuenta de que el título que obtuvimos en el exterior (especialmente si es de España) no se toma como válido, a no ser de que medie una “homolgación” expedida por el glorioso Ministerio de Educación Nacional, que poca educación da y si más bien mucha burocracia.

Afortunadamente y en aras de la lógica, varios empleadores e incluso Universidades de primer nivel aceptan los titulos, pues ¿de cuando acá se ha visto que un país en vía de desarrollo en donde NINGUNA de sus Universidades aparece en el listado de las mejores 100 0 1000 del mundo, por obra y gracia de un acto administrativo decide que es válido y compatible en Colombia y que no?

Esta es una prueba de muchas de las barbaridades del sistema educativo colombiano, es perfectamente entendible que las Universidades nacionales y los empleadores se quieran “blindar” del tráfico internacional de titulos, o de titulos que son presentados como posgrados o maestrias sin serlo, sin embargo, bastará con mirar la cantidad de “pruebas” que trae uno del exterior para que no se sientan asaltados en su buena fe: certificados de notas, de estudios, las materias, los contenidos, los titulos autenticados y apostillados y bendecidos si es el caso!

A mi me paso y eso me obligo a curarme en salud haciendo OTRA maestría, nuevamente de mi bolsillo y con mi tiempo y esfuerzo, una “criolla” para no correr el riesgo de volver a salir a estudiar, comer pasta con atún, no darse lujos y dedicarse a sacar buenas notas (eso si hace patria!) y regresar, solo para darme cuenta de que el pontificado del Ministerio de Educación Nacional, sus funcionarios públicos y sus “actos administrativos” puden más que universidades de mas de 300 años de historia, profesores de primer nivel, y que si aparecen en cuanto listado internacional o ranking!

Más gracioso aun me parece la cantidad de requisitos que le exigen a uno en Colombia para posesionarse de cualquier cargo público (los invito a deleitarse con el Decreto 2772 de 2005), en especial la “homologación”, si muchas veces quienes vigilan esto a duras penas han cursado el bachillerato o si han hecho el sagrado deber de asistir a una Universidad de garaje como se les decia en mis días de estudiante. 

Que no les pase! es preferible hacer maestrias en universidades criollas de garaje que internacionales, sin embargo me rehuso a creer esto, ojala algun “ciudadano preocupado” (o yo cuando me gane la loteria y tenga tiempo) nos dediquemos a demandar estas normas ridículas, a ver si por fin este país (porque de Estado tiene poco) invierte en su recurso humano y respeta los meritos.

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO