A sus 92 años muere el maestro Julio Erazo, compositor de 'Adonay'

12 Febrero 2022, 03:09 PM
Share
Legendario en los hogares colombianos y las épocas decembrinas, el maestro Julio Erazo habría sido autor de más de 350 canciones.
Créditos:
Sayco

La cultura popular colombiana está de luto este sábado 12 de febrero, por cuenta de la muerte del compositor de grandes éxitos como “Adonay”, “Hace un mes” o “Adiós adiós corazón”. El juglar, el cante, la leyenda Julio Erazo, que a sus 92 años falleció por un paro cardiorespiratorio en el centro médico de Magangué, según informa el Diario de Magdalena. 

De acuerdo con el medio, los hechos habrían ocurrido sobre el mediodía, a poco tiempo de cumplir 93 años de vida el próximo cinco de marzo. A su avanzada edad, vivió para ver cómo sus canciones fueron las protagonistas de las juergas navideñas de generaciones enteras en Colombia. 

Su versatilidad musical y gran talento siempre fueron sus grandes insignias. La Radio Nacional de Colombia (RNC) asegura que en su arsenal reposaban al menos “350 canciones entre vallenatos, tangos, boleros, paseos, bambucos, guabinas, cumbias, merengues, porros, sones, puyas, corridos, valses, baladas y rancheras”. Casi todas ellas piezas inmortales de la cultura nacional, interpretadas por algunas de las bandas y músicos más importantes del país. 

El Diario de Magdalena asegura que fue en Guamal, departamento del Meta, donde siempre se sintió propio. Oriundo de Barranquilla, llegó a estas tierras para conquistarlas y ponerle su nombre a la casa de cultura local. Un hombre de todos y de ningún lado, un forastero que encontró el amor en San Sebastián de Buenavista cuando era profesor de escuela y cayó profundamente enamorado de Elides Martínez.

Aquella mujer, fue su musa de inspiración para canciones como “Lejos de ti”. “Un noviembre que estaba así con ganas de llover, le pedí a una muchacha que estaba en la casa donde yo vivía, ahí en Buenavista, que me prestara un cuaderno y me prendiera un mechón. Yo comencé entonces a darle ahí a lo que se llamó el tango Lejos de ti, dedicado a la que es mi esposa hoy”, dijo el maestro en un documental sobre su vida de Original Five Productions. 

Una pieza que al día de hoy está de más decir que es una verdadera joya, reconocida internacionalmente como un tango 100% de origen colombiano. 

Una historia tan curiosa como aquella que engloba la de la mítica canción de “Adonay”, que no fue sino hasta 2018 que el maestro reveló su origen: una mujer que en algún momento lo enamoró, pero que luego terminó casándose con otro hombre. Un relato que, según dijo su familia a la Revista Semana, siempre incomodó a su esposa.

De acuerdo con RNC, Julio Erazo fue también proyectista de cine en Bucaramanga, Santander, antes de empezar su carrera como cantante e intérprete en icónicos grupos como “Los corraleros de Majagual” o “Julio Erazo y sus guamaleros”. Eso, como antesala de su exitosa incursión como compositor, que según el medio cogería vuelo a partir de “La puya guamalera” en 1948. 

“Bailenla suave con paso menudito, con un traguito de ron y cuatro velas (...) Si hay un viejito que le guste bailarla, que apriete las canillas y apriétese la barba, que se consiga a una vieja parrandera en Nochebuena pa’ que pueda gozarla”, relata el inicio de su puya.

Lo demás es historia nacional. Sus canciones llegaron a ser cantadas por orquestas y grupos legendarios como “Los hispanos” o la “Billo 's Caracas Boys”, interpretaciones que hoy en día siguen vigentes en las celebraciones navideñas de casi toda Colombia. 

“Adonay” es, quizá, una de las más conocidas, pero como se dijo anteriormente sus composiciones son tantas y tan diversas como la cultura que reflejan sus letras. “Yo conozco a Claudia”, “La pata pelá”, “Hace un mes” o “La raya”, también hacen parte de ese acervo que parece tener intacto su éxito a pesar del paso del tiempo. 

Sin embargo, era bien sabido que el maestro Erazo llevaba presentado problemas de salud desde hace varios años, llevando en su momento a empresas como Sayco a ayudarlo con algunas necesidades médicas. La importancia de sus letras y su papel en la proyección de lo que llegó a ser (y todavía es) la música tropical colombiana, será siempre innegable y meritorio de todo el apoyo y respeto. 

KienyKe Stories