Angela Hernández y su lucha contra el cáncer de seno

Publicado por: sebastian.alvira el Dom, 19/09/2021 - 09:05
Share
La exdiputada Angela Hernández se recuperó del cáncer de mama, emprendió una lucha para concientizar a hombres y mujeres y ahora estudia su regreso a la política.

La exdiputada y excandidata a la Gobernación de Santander, Angela Hernández, contó a Kienyke.com su historia de lucha contra un cáncer de seno que la alejó de su pasión, la política, y del cual afortunadamente se recupera satisfactoriamente. 

Esta historia de superación inicia días antes de las elecciones regionales de 2019, Hernández se preparaba para participar en un debate televisivo cuando sintió una masa en su pecho, que inmediatamente la hizo pensar lo peor. "Cuando me iba a poner el micrófono me sentí una bola del tamaño de una pelota de pin-pong. Yo no sé ni qué dije, era una bola gigante", narró la santandereana. 

Hernández venía sintiendo dicha masa desde 2016, pero apenas estaba creciendo. Sin embargo, acudió a profesionales de la salud para descartar cualquier complicación. Tuvo la mala suerte de recibir un concepto equivocado, le dijeron que era una bolita de grasa que se disolvía con vitamina e. Así pasó tres años, entre diagnósticos errados y visitas al médico, fiel reflejo del paupérrimo sistema de salud colombiano.

"Durante tres años no me mandaron a una ecografía o a un especialista, y yo en mi ignorancia no desconfié, si a uno el médico le dice que está bien pues todo bien, uno se va contento", contó. 

 

Hernández cuestionó que en Colombia solo se ordenen obligatoriamente las mamografías a las mujeres mayores de 50 años, ignorando que las mujeres jóvenes también pueden sufrir de cáncer de mama. De hecho, ella recibió su diagnóstico a los 29 años. 

En enero de 2020 le practicaron la primera biopsia, la cual le salió perfecta, nada que le daban con el chiste. Llegó la pandemia y se fue a una finca en Santander, meses después se comunicaron con ella para decirle que le querían hacer una examen. Hernández acudió y tras ese procedimiento le dijeron que la masa que tenía en su seno no era normal, le ordenaron una biopsia abierta y allí fue diagnosticada de cáncer de mama. 

"Qué noticia tan dura. Lo primero que pensé fue en mi bebé de dos años, fue el momento más duro, no pensé en mi sino en él. Lo segundo que pensé fue en mi esposo, Jefferson es un regalo de la vida, y con el debido respeto, encontrar hombres buenos es una lotería. Fueron como las primeras cosas que me dolieron", dijo a este medio de comunicación. 

Al inicio de su tratamiento decidió raparse la cabeza, una estrategia para ir adelante de los efectos de la quimioterapia. Su esposo y su hijo no dudaron en brindarle su apoyo al 100%, ellos también se cortaron el cabello para darle ánimo. 

"Después de cada quimioterapia duraba varios días en cama, no me podía ni parar, sin fuerza, sin alientos, sentía que el tiempo pasaba lento, y cuando medio te recuperas toca otra sesión, entonces no hay mucho tiempo de recuperación", expresó. 

Tuvo que pasar por múltiples procedimientos, entre esos una mastectomía, cirugía en la que se extirpa el seno, incluyendo todo el tejido mamario, además de quimioterapias, radioterapias y demás tratamientos necesarios. 

"Cuando terminé las radioterapias todo salió muy bien, estaba limpia, no tenía nada. Es un momento de mucha alegría, que es lo que estoy disfrutando hoy, mi sanidad, el estar bien. Todo ha salido perfecto", expresó con evidente emoción. 

Tras su recuperación inició una serie de recorridos denominados 'La Gira Rosa', encuentros en los que comparte su historia para concientizar a mujeres y hombres del cáncer de mama, pues pese a ser una enfermedad que ataca mayormente a las mujeres, también puede ser padecida por los varones. 

"Cuando el cielo nos regala una segunda oportunidad; la mejor manera de agradecerlo, es ayudando a otros a recorrer mejor el camino.
Por eso nace la Gira Rosa, para crear conciencia sobre lo vital que es hacerse el autoexamen de mama", explicó.  

Hernández ha sido política desde temprana edad, fue elegida niña concejal del municipio de Floridablanca. Fue elegida como la concejal más joven del país allí mismo. En el primer gobierno del expresidente Álvaro Uribe fue elegida niña senadora en representación del departamento de Santander y recientemente fue diputada y la primera candidata a la Gobernación de su departamento. 

Por lo tanto, estudia su regreso a la política, ahora con una lucha clara por mejorar el sistema de salud del país. No obstante, aún no ha tomado una decisión. Contó a Kienyke.com que cuando se recibe una segunda oportunidad de esta categoría hay determinar correctamente las prioridades, y pese a amar la política, su salud está por encima.

Eso sí, el Partido de la U le ha propuesto que integre sus listas al Congreso de la República, y por qué no, repetir su aspiración a la Gobernación de Santander. "Es una decisión que no he tomado, no lo descarto porque amo servir, por eso ahora lo estoy haciendo desde donde puedo. Pero, mi prioridad soy yo, mi salud y mi familia. Es algo que hay que estudiar muy bien y llegará el momento para eso", concluyó Angela Hernández.