Presidente de México plantea rifar el avión presidencial

17 de enero del 2020

Cada boleto costaría 27 dólares

avion presidencial, mexico, rifa,

Archivo Agencia Anadolu

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, no descartó este viernes rifar el avión presidencial mediante una lotería en todo el país con un costo de MXN 500, es decir cerca de USD 27, por boleto.

En su habitual conferencia de prensa matutina, el mandatario habló de cinco opciones como forma de salir del Boeing 777, usado por las dos administraciones pasadas de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, luego de que el Gobierno no pudiera venderlo durante una subasta realizada en Estados Unidos. La aeronave fue adquirida por Banobras por USD 218.7 millones.

Entre las cinco formas para salir de la aeronave, cuyo costo está avaluado en USD 130 millones, está la venta de boletas de lotería. Según el mandatario se imprimirían 6 millones de boletos, llamados “cachito” en México.

López Obrador sugirió que los empresarios mexicanos podrían ayudar para que la compra de boletos fuera promovida entre sus trabajadores, de tal modo que si se compraran todos, se obtendrían recursos por cerca de tres mil millones de pesos mexicanos.

Sobre las otras opciones, mencionó que hay un comprador interesado, no obstante, ofreciendo menos de la cantidad avaluada por la Organización de las Naciones Unidas de USD 130 millones. El comprador anónimo había ofrecido cerca de USD 125 millones.

El mandatario también mencionó generar un intercambio de la aeronave con el Gobierno estadounidense por infraestructura médica para los hospitales públicos.

Una cuarta idea lanzada esta mañana sería rentar el avión por horas, siempre administrado por la Fuerza Aérea mexicana. Y finalmente propuso que se vendiera en 12 partes a empresas mexicanas.

Sin embargo, entre todas las ideas, la de la rifa se volvió tendencia en las redes sociales debido a que cuestionan la imposibilidad de que un ciudadano lo venda o lo tenga como patrimonio, por el tamaño e inmensos costos.

https://twitter.com/ch314llin/status/1218251771023327240

“Entonces: compras un cachito de lotería y te toca un avión que no se puede vender y probablemente no quepa en el estacionamiento de tu casa. Salvo, claro, que el que compre el cachito ganador sea, digamos, Warren Buffet o Carlos Slim. Brillante”, escribió Julio Patán, analista de medios de comunicación, refiriéndose a dos magnates con posibilidades reales de adquirirlo.

La decisión de vender u ofrecer el avión presidencial surgió tras la política de “austeridad republicana” establecida por López Obrador desde su campaña presidencial en 2018, pues consideraba que se trataba de un uso lujoso, junto a los gastos de altos funcionarios del país en comidas y bebidas alcohólicas.

El diario mexicano El Universal reportó en marzo de 2019 que la administración de Peña Nieto bebió más de 700 botellas de alcohol de marcas de altos costos.

Por lo anterior, actualmente López Obrador y su equipo viajan en vuelos comerciales de diversas aerolíneas junto a ciudadanos del común.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO