Autoridades del Chocó temen “masacre” por el coronavirus

Publicado por: michell.figueroa el Jue, 02/04/2020 - 12:49
Share
Creado Por
Michell Figueroa
Chocó tiene cerca de 540 mil habitantes, sin embargo, no tiene ni un hospital de tercer nivel y solo cuenta con 24 camas de UCI que pertenecen al sector privado.
Chocó

Frente a la coyuntura nacional que se vive a causa de la propagación del coronavirus Covid-19, el Chocó, un departamento históricamente olvidado por el estado colombiano, clama atención para que esta enfermedad no vaya a generar "una masacre", como lo dice la secretaria de Interior de la gobernación, Nubia Carolina Córdoba.

Kienyke.com habló con la funcionaria para conocer la situación actual del sistema de salud en el Chocó que es preocupante y tiene en riesgo a todos sus pobladores. Córdoba señaló que hasta la fecha no se ha registrado ningún caso de coronavirus en el Chocó pero si llega el virus son varias las dificultades que hay para enfrentarlo por la deficiencia en la infraestructura de salud.

La secretaria prendió las alarmas al denunciar que existen grandes dificultades para detectar a los posibles contagiados con el virus y evitar su propagación

 

Más apartados que nunca

"Quedamos encerrados y aislados desde que comenzó la cuarentena", señaló la funcionaria y agregó que la situación ha afectado el proceso que se hace con las muestras de los pacientes para corroborar si son o no portadores del coronavirus.

"Tenemos que esperar de tres a cinco días para que venga la patrulla aérea a recoger las muestras, más los cinco días que tarda el Instituto (Nacional de Salud -INS-) para dar resultados en este momento. Son más o menos 10 días en donde todo lo que tiene que ver con la atención al paciente, el cerco epidemiológico, el aislamiento de las personas que hayan compartido con el paciente se dificulta un poco más", informó la secretaria del interior del Chocó.

De igual forma dijo que se propuso equipar el laboratorio de la Universidad Tecnológica del Chocó para que los análisis se hagan desde ese lugar, por cuanto el centro no cuenta con las máquinas necesarias para realizar los análisis.

Córdoba señaló que son dos las máquinas que se requieren para hacer el proceso en el departamento. "Nosotros le hemos hecho la solicitud a la Alta Consejería para las Regiones y a MinCiencia. Lo que queremos hacer es poder pagar con regalías", afirmó la funcionaria. 

Según Córdoba, desde el departamento no es posible gestionar la importación de los equipos que se requiere y por eso es necesario contar con el apoyo del Gobierno Nacional para hacer la compra.

 

Sin UCIs públicas

La secretaria Córdoba destacó que Chocó es un departamento con cerca de 540 mil habitantes, que no tiene ni un solo hospital de tercer nivel, cuenta con solo seis de primer nivel “con los servicios más básicos", uno de segundo nivel y solo cuenta con 24 camas de UCI que pertenecen al sector privado

De acuerdo con la funcionaria, el departamento no alcanza a reunir los 200 millones de pesos en recaudos del primer trimestre del año, pero frente al reto que significa la pandemia de coronavirus, se han gestionado recursos para adquirir elementos de bioseguridad para el personal médico y adecuar el Hospital San Francisco de Asís que es el único de segundo nivel en el Chocó.

Resaltó que la optimización de la red hospitalaria del Chocó es un tema que debió resolverse desde el acuerdo con el Gobierno Nacional que se logró en el 2016 luego del paro cívico. "A este punto ya deberíamos tener los hospitales de segundo nivel de las subregiones y el hospital de tercer nivel de Quibdó y nada de eso se ha cumplido. Así que hoy estamos prácticamente solos en este proceso de podernos adecuar lo más rápido que podamos para enfrentar la emergencia".

 

Solicitud al Gobierno Nacional

En repetidas ocasiones durante la emergencia la gobernación le ha solicitado al Gobierno Nacional, que de las 1.500 camas UCI que compraron para el país (anuncio que hizo el Ministerio de Salud) se prioricen 50 para el Chocó. 

"Tenemos una condición humanitaria realmente crítica en el Chocó en este momento y estamos haciendo todos los esfuerzos para podernos acomodar. Con lo que tenemos nosotros nos hemos ido organizando en torno a que ya tenemos priorizados los espacios, la cadena de atención, ya comenzamos la obra en el San Francisco de Asís, pero necesitamos las camas UCI y ahí el balón está exclusivamente en manos del Gobierno Nacional", dijo Córdoba.

De acuerdo con la funcionaria, pese a las solicitudes reiterativas, la respuesta del Gobierno Nacional es que solo se les informará la decisión que se adopte cuando lleguen las camas a Colombia. 

"Yo creo que si ya tienen claro el número de la compra podrían decirnos si sí nos van a entregar las camas, cuántas y cuándo, porque nosotros estamos en la incertidumbre más agobiante", afirmó Córdoba.

"En las noches cuando me llaman para decirme que alguien ingresó al hospital yo de verdad ruego con todas mis fuerzas para que sea negativo porque yo sé que hoy las posibilidades que tenemos de salvar vidas son muy pocas.” Nubia Carolina Córdoba secretaria del Interior del Chocó 

En el departamento se han practicado cerca de 30 muestras a posibles pacientes con Covid-19, de al menos diez aún no se conoce el resultado y las demás resultaron negativas. "En este momento hay una persona en el hospital que tiene la sintomatología pero nos toma más de una semana hacer todo el proceso para establecer si es portadora o no del virus", explicó Córdoba. 

 

De mal en peor

El Chocó es un departamento que está compuesto por comunidades indígenas y afrocolombianas, que de acuerdo con lo que Córdoba mencionó son poblaciones propensas a padecer enfermedades como la hipertensión debido sus malos hábitos alimenticios.

Lo anterior, advierte, los convierte en una población vulnerable pues la mortalidad relacionada con el coronavirus Covid-19 se da sobre todo en personas que tienen comorbilidades. Los portadores del virus que padecen enfermedades como hipertensión o diabetes, por ejemplo, tienen más probabilidad de morir.

Con respecto a la alimentación, otro factor de riesgo relacionado es que las personas no acatan las medidas de aislamiento por el temor de no tener ingresos económicos para abastecerse. Según Córdoba "ocho de cada diez chocoanos viven de la economía informal. Tenemos una ciudad capital con la tasa de desempleos más alta del país".

 

Miedo al hambre

Por lo anterior, la aplicación de medidas de orden público como la cuarentena se dificulta un poco más. "Aquí la gente le tiene más miedo al hambre que al virus", dijo la funcionaria.

Otro de los problemas, que no es menos importante, es el conflicto armado que ha afectado esa zona del país por décadas. Antes de que la pandemia llegara a Colombia, algunas poblaciones del Chocó ya estaban confinadas a causa de la violencia. 

Esa situación llevó a que miles de personas no pudieran continuar con su vida cotidiana y por lo tanto dejaron de tener ingresos para cubrir sus necesidades básicas. 

"Comenzamos esta pandemia y esta crisis con 33 mil desplazados y confinados, que no comenzaron la cuarentena hace una semana, comenzaron el aislamiento hace meses. Llevan meses sin producir porque el conflicto los ha desplazado", explicó la funcionaria.

 

Escuche la entrevista con Nubia Cordoba, secretaria del Interior del Chocó: