Mono tití y guacamaya fueron rescatados en Antioquia

Publicado por: admin el Lun, 27/01/2020 - 12:46
Share
Las autoridades rescataron a un mono tití cabeza de algodón y una guacamaya que permanecían en cautiverio. Los animales estaban en un restaurante y centro de eventos ubicado en el
Mono tití y guacamaya fueron rescatados en Antioquia
Las autoridades rescataron a un mono tití cabeza de algodón y una guacamaya que permanecían en cautiverio. Los animales estaban en un restaurante y centro de eventos ubicado en el corregimiento San Félix en Bello, Antioquia. En un operativo realizado este fin de semana, personal de Corantioquia, la Unidad Básica de Investigación Criminal de Delitos Ambientales de la Policía de Medellín, el Área Metropolitana y la Universidad CES, lograron el rescate de los dos animales. A la llegada de las autoridades al lugar, un hombre tenía al mono en sus hombros. La Policía Nacional lo capturó y puso a disposición de la Fiscalía General de la Nación para que responda por el delito de ilícito aprovechamiento de los recursos naturales. [caption id="attachment_1242650" align="alignnone" width="1023"] Foto: Twitter @Areametropol[/caption] Los encargados del operativo llevaron a los animales al centro de recuperación de fauna para que inicien el proceso readaptación a la vida silvestre. El operativo y posterior rescate de los animales se llevó a cabo luego de que las autoridades recibieran la denuncia por parte de un ciudadano. "Queremos recordar que la tenencia de fauna silvestre es un delito", manifestó la  directora de Corantioquia. La funcionaria agregó: "seguimos trabajando en la educación y prevención, pero es importante que la gente sepa que vamos a mantener los controles con las autoridades, para evitar afectaciones a nuestros ecosistemas".

En vía de extinción

El mono tití cabeza de algodón o cabeciblanco es una especie que solo existe en Colombia, siendo la costa norte su hábitat tradicional. No mide más de 30 centímetros y vive entre cinco y siete años. En el año 2018 el Ministerio de Ambiente calculó que había cerca de ocho mil individuos en el país y es una especie en vía de extinción por la disminución de su ecosistema natural que es el bosque tropical seco. El tráfico ilegal, según el Ministerio de Ambiente, es otro de los factores que amenaza la existencia de los monos tití cabeza de algodón.