Rechazan cántico violento del Batallón Ayacucho en Manizales

Publicado por: juan.sacristan el Dom, 25/10/2020 - 10:06
Sharekyk
La vicepresidente Marta Lucía Ramírez rechazó el canto y pidió cambiarlo por promover la violencia contra la mujer.
cántico violento del Batallón Ayacucho

Un canto violento del Batallón Ayacucho del Ejército Nacional en Manizales, ha despertado la indignación nacional, precisamente porque invita al asesinato y el feminicidio. La vicepresidenta Marta Lucía Ramírez pidió a la unidad militar, cambiar la canción.

“Rechazo el canto para acompañar al trote de los soldados del Batallón Ayuacucho del ejército en Manizales. Ese no es el espíritu de esa querida institución. Cambienlo, por favor”, escribió la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez en su cuenta de Twitter.

La denuncia fue hecha por la periodista Adriana Villegas en el periódico La Patria, quien contó el pasado domingo 18 de octubre que en la tarde, mientras estaba con su hija, 60 militares salieron a las calles a trotar mientras entonaron un cántico violento.

Un minuto antes de morir / Escuché la voz de mi novia / Que con voz de perra me decía /Si te mueres se lo doy al policía.

Porque yo soy, ja, soy, ja, el vampiro negro / Yo nunca tuve madre, ni nunca la tendré / Si alguna vez yo tuve con mis manos la ahorqué. / Yo nunca tuve novia, ni nunca la tendré, / Si alguna vez yo tuve, los ojos le saqué.

Cuando se muera mi suegra / que la entierren boca abajo / por si se quiere salir / que se vaya más abajo. / Con los huesos de mi suegra / voy a hacer una escalera / pa´ bajar a su tumba / y patear su calavera. / Con los pelos de mi suegra / voy a hacer un estropajo / pa´tallarle a su hija / el ombligo y más abajo.

Esa fue la consigna que causó indignación en la población manizaleña y en varios políticos y periodistas. Más aún, cuando en los últimos meses se han conocido varios casos de agresión del Ejército contra la población civil, menores y mujeres.

Villegas recordó, a raíz de la violenta canción, el caso de la menor embera de 12 años de edad que fue retenida y violada por siete soldados en Risaralda, pero que no parece ser el único caso.

Según denunció el senador Roy Barreras el pasado 22 de octubre en un debate de control político al ministro de Defensa, el Ejército ha asesinado a al menos 36 menores de edad y 54 niñas han sido violadas por miembros de esa institución.

El Batallón Ayacucho se pronunció posteriormente a las denuncias e indicó que el cántico no corresponde a una instrucción o doctrina militar, aseguraron que identificarán a los responsables y fortalecerán la capacitación en derechos humanos de sus miembros para evitar ese tipo de manifestaciones que “enlodan” la institución.

La Plataforma Feminista de Caldas también se pronució y envió una proposición al Concejo de la Ciudad para que se tomen acciones y se eliminen esas manifestaciones que incitan a la vioelncia dentro de las instituciones.