Las matemáticas y el equilibrio del cuerpo

Publicado por: admin el Mar, 09/12/2014 - 07:04
Share
El cuerpo humano se muestra en equilibrio bajo las mismas leyes del universo, las leyes de las matemáticas, tenemos una máquina perfecta, nuestro cuerpo es perfecto, pero nos hemos puesto en la tare
El cuerpo humano se muestra en equilibrio bajo las mismas leyes del universo, las leyes de las matemáticas, tenemos una máquina perfecta, nuestro cuerpo es perfecto, pero nos hemos puesto en la tarea de modificarlo y eso nos ha generado enfermedades. Vea también: Así moldea su escultural cuerpo Isabel Cristina Estrada El área que se forma entre la cintura escapular (espacio comprendido entre las clavículas, las escapulas, los hombros y la columna cervical) y la cintura pélvica (pubis, cadera y columna lumbar) es una figura geométrica- un trapecio. En las mujeres es más amplia la base y en los hombres es más estrecha, pero en  ambos sexos esta figura está dividida casi a la mitad por el músculo diafragma, generando dos trapecios, uno que es la caja torácica y otro la cavidad abdominal. Cuando acumulamos grasa deformamos nuestro cuerpo y este trapecio se convierte en una figura ovoide y este desequilibrio nos desarrolla enfermedades. Veamos entonces algunos números importantes en nuestra salud: Indicador de riesgo cardiovascular, Circunferencia alrededor del ombligo/ circunferencia de la cadera: Mujeres 0.64 - 0.85 Hombres 0.85 - 1 Tanto por encima como por debajo de este intervalo es riesgoso. Al acumular grasa en el abdomen aumentamos el espacio de la cavidad abdominal, y elevamos el nivel del diafragma, que comprime la caja torácica, forzando el trabajo al corazón que debe bombear con mayor fuerza, engrosamos la masa muscular del ventrículo izquierdo del corazón, y aumentamos la resistencia en las arterias, elevamos la tensión arterial, nuestras arterias se vuelven rígidas y como consecuencia alteramos el ritmo cardiaco, presentamos mayor riesgo de infarto cardiacos, hipertensión arterial, enfermedad coronaria, apneas  y todo estas son enfermedades cardiovasculares que sin darnos cuenta van deteriorando nuestra vida. Indicador de riesgo metabólico Perímetro abdominal (la circunferencia abdominal mas grande, a nivel del ombligo o debajo de este). Mujeres máximo 88 centímetros Hombres máximo 90 centímetros Cuando vemos un crecimiento abdominal importante, no es solo la  acumulación de grasa debajo de la piel, la grasa realmente riesgosa es la que se acumula a nivel visceral, que además de todo lo visto anteriormente altera la función de órganos como el hígado, páncreas y  los intestinos. Cuando hablamos de un hígado graso, o esteatosis hepática estamos frente a un hígado insuficiente o riesgo de producir una cirrosis; una esteatosis pancreática es riesgo de hipoglicemia, resistencia a la insulina, intolerancia a los carbohidratos y hasta una diabetes; el intestino rodeado de grasa disminuye la luz intestinal, altera la velocidad de tránsito intestinal y modifica la absorción de nutrientes, genera riesgo de hemorroides e inflamaciones. Entonces nuestro cuerpo pesa más, y las estructuras de soporte como nuestra columna vertebral, las caderas, las rodillas y los pies se modifican y se desgastan, comenzamos entonces con una artrosis, que se puede volver fácilmente un deterioro óseo mayor llevándonos a una osteopenia o peor aun osteoporosis. De  nuevo tenemos un indicador numérico, es el índice de masa corporal, es la relación entre el peso y la talla. I.M.C: peso/talla al cuadrado Mujeres de contextura delgada debe estar entre 19 - 22 Mujeres de contextura mediana a grande 22 - 24 Hombres 22 - 25 Entre los rangos se encuentra en el peso ideal para la edad. Entre 24.1 y 29.9 nos encontramos con un sobrepeso. Por encima de 30 es obesidad y varía en grados hasta llegar a una obesidad mórbida que es por encima de 40. *Margarita M. Rueda R. Médico cirujano de la Universidad del Bosque Medicina Bioenergética  - Homeopatía  Instituto SPADH Acupuntura China Universidad Juan N. Corpas