Cuatro ejercicios para mejorar la sexualidad femenina

Publicado por: admin el Lun, 30/12/2019 - 11:51
Share
El ejercicio es una herramienta importante para mantener el tono y la fuerza de los músculos vaginales, ya que esto influye de gran manera en la calidad de las relaciones sexuales con la pareja.

A
Cuatro ejercicios para mejorar la sexualidad femenina
El ejercicio es una herramienta importante para mantener el tono y la fuerza de los músculos vaginales, ya que esto influye de gran manera en la calidad de las relaciones sexuales con la pareja. Al igual que lo ejercicios en casa o una rutina en el gimnasio para tonificar los músculos del cuerpo, conseguir un abdomen plano y mantenerse en forma, también es importante tener en cuenta que existen actividades que fortalecen algunas áreas para lograr un mejor desempeño sexual y obtener orgasmos más intensos. La gimnasia sexual está recomendada tanto en hombres como en mujeres. Obtener una musculatura genital se ha convertido en una pieza fundamental para triunfar en la cama. En la estructura ósea de las mujeres se encuentra una cavidad que sostiene órganos como la uretra, el colon, la vejiga, el recto y el ano. Y en su parte inferior existen un conjunto de ligamentos y músculos que la cierran y que hacen parte del piso pélvico, zona que, además de ayudar al buen funcionamiento del sistema urinario, tiene mucho que ver con el sistema reproductor y sexual. Para mantener una buena actividad sexual femenina se pueden tener en cuenta los siguientes ejercicios:

Gimnasia abdominal hipopresiva

Estos ejercicios aumentan el tono a abdominal y como resultado, tonifican el suelo pélvico, reducen la cintura y previenen la incontinencia de orina. Estas actividades normalmente se recomienda más a esas mujeres que acaban de ser madres y quieren recuperar la figura que tenían antes del embarazo. La gimnasia abdominal hipopresiva consiste en que, a partir del control de la respiración y el diafragma, se logran elevar las partes genitales como la vejiga, útero e intestinos, y se ejecuta en una postura estática.

Postura al caminar

Cuando la mujer anda encogida de hombros todo el tiempo, hace que el suelo pélvico pierda compostura; incluso los problemas gastrointestinales , afectan directamente esta zona genital. Es por eso que mantener una postura erguida ayudará a mantener tensión en ese músculo para que ella disfrute de sus relaciones sexuales al estrechar la musculatura vaginal.

Vibradores vulvares (Estimulante del clítoris)

Una de las mejores herramientas de entrenamientos son los vibradores vulvares externos que ayudan a mejorar el tono muscular vaginal para lograr orgasmos más intensos. Estas armas consisten en estimular el clítoris y pasear por la vulva sin necesidad de penetrarla. El orgasmo provocado con las vibraciones mejora el tono vaginal. Para esto se recomienda estimular la vulva y el clítoris por lo menos tres veces a la semana para mantener el tono muscular vaginal.

Contracción de músculos vaginales y anales

Este ejercicio consiste en contraer la vagina y el ano durante cinco minutos al día todos los días a la semana para obtener músculos con más fuerza. Para un mejor desempeño y resultado, se puede llevar consigo un espejo y observar cómo funcionan estas dos partes del cuerpo.