¿Cuál fue el objetivo del simulacro de vacunación de Bogotá?

Publicado por: juan.sacristan el Lun, 25/01/2021 - 14:42
Share
La Alcaldía de Bogotá acompañó un simulacro de vacunación contra el Covid-19 en el hospital El Tintal de Bogotá ¿Para qué sirve?
Simulacro de vacunación en Bogotá
Créditos:
Alcaldía de Bogotá

Este lunes 25 de enero, la Alcaldía de Bogotá adelantó un simulacro, en la subred del Suroccidente en el hospital El Tintal, del proceso de vacunación para tener todo listo, tan pronto lleguen las vacunas al país. El objetivo, es medir los tiempos de la cadena de frío para no perder ni una sola dosis.

Según explicó el secretario de Salud del distrito Alejandro Gómez, la idea del simulacro es medir los tiempos que lleva el proceso de vacunación. “Porque el proceso de vacunación por Covid-19 va a ser el mayor proyecto público privado que emprendamos como ciudad y como sociedad. Si nos vamos a preparar, necesitamos saber cuánto nos toma llevar el biológico desde nuestra sede hasta esta que está bien el suroccidente, cómo lo bajamos del camión, cómo lo entramos y cómo se mantiene la temperatura”, afirmó Gómez.

Según explicó el secretario, el mayor reto es que no se pierdan vacunas, debido a que son escasas y requieren de una temperatura muy baja. En ese sentido, las vacunas están almacenadas a menos 70 grados centígrados y en el transporte pueden cambiar de temperatura, lo que debe revisarse para evitar que el antígeno pierda su composición.

En ese sentido, la alcaldesa Claudia López, durante el recorrido al hospital El Tintal, indicó que la vacuna no puede pasar de -70º C a temperatura ambiente en corto tiempo porque se daña. El proceso de descongelamiento debe hacerse de manera gradual.

Al llegar las vacunas al puesto de inmunización, se deben conservar a máximo +8ºC, desde que la temperatura llega a esa temperatura se tienen 5 días para aplicarla y si sobrepasa esta temperatura máxima, la vida del biológico se reduce a 6 horas. 

Por estas condiciones, según indicó la alcaldesa López, es necesario agendar a las personas y que los ciudadanos cumplan la cita asignada, así como el personal de salud, con el fin de no perder ninguna dosis del antígeno. “Esto es una carrera de seis horas”, indicó la mandataria.

Simulacro de vacunación en Bogotá
Créditos:
Alcaldía de Bogotá

Así mismo, el proceso de vacunación de la primera fase, que comprende la vacunación del personal de la salud, se hará bajo registro en cada una de las instituciones, hospitales y clínicas, directamente en su lugar de trabajo, según indicó el secretario Gómez.

Respecto a los ciudadanos, que en la primera fase son los mayores de 80 años de edad, deberán caracterizarse e identificarse y serán citados al puesto de vacunación correspondiente para la aplicación del biológico.

“Estas señoras y estos señores llegan, se registran, se les lleva a la parte de adentro del hospital para que con toda seguridad nos den su información y se procede a la aplicación de la vacuna. Posterior a la aplicación de la vacuna, cada paciente debe quedarse un buen rato en el hospital porque los vamos a estar mirando, las reacciones que son indeseables van a ser muy escasas, pero en cualquier caso los vamos a estar mirando por un periodo de tiempo, que nos permita decirles ‘váyanse para la casa’ con toda tranquilidad”, explicó el secretario de Salud.

Si una persona llega a presentar algún quebranto de salud durante el proceso de vacunación, el secretario aseguró que se tendrá un espacio libre en urgencias para su atención inmediata, así como coordinación para su traslado, en caso de ser necesario.

“Estamos muy a la expectativa de que lleguen las primeras vacunas, la última cifra con la que contamos es que la primera entrega se riñe al orden de un millón de dosis. Estamos esperando que de esas, 250.000 le correspondan a la ciudad capital, entre otras, porque estamos perfectamente preparados para esas temperaturas tan exigentes de los primeros biológicos”, aseguró el secretario de Salud.

La mandataria capitalina y el secretario, aseguraron que esperan que cada auxiliar de enfermería, enfermeros, médicos de la ciudad sean vacunadores, con el objetivo de que no haga falta personal que pueda realizar el proceso. Eso se logrará por medio de cursos en el SENA y otros más rápidos de capacitación del personal.