Ruta del Agro: Agricultura de precisión, una apuesta sostenible para el sector

3 Mayo 2022, 12:59 PM
Share
Este martes 3 de mayo se celebra la Ruta del Agro, un espacio para conversar alrededor referentes y nuevas apuestas de sostenibilidad y desarrollo, así como los desafíos del campo colombiano.

Desde este martes y hasta el próximo 6 de mayo se lleva a cabo la Ruta del Agro: Referencias Mundiales para la sostenibilidad del sector, un espacio creado por SGS Colombia en el que participan diversos actores del campo colombiano para hablar no solo de los retos y desafíos que el país tiene por delante sino también sobre las nuevas experiencias y herramientas que buscan impulsar el desarrollo y la sostenibilidad. 

Uno de los temas en los que se enfocó el encuentro fue la apuesta por la agricultura de precisión y la importancia que tenía esto para mejorar procesos y obtener mejores resultados en el campo. 

Así fue como tras las palabras de bienvenida por parte de  Iván Domínguez, Presidente de SGS Colombia, comenzó el primer panel que se concentró en las nuevas herramientas y la tecnología al servicio del desarrollo del agro en Colombia. 

En este primer panel, en el que participaron Anderson Pacheco, CEO de Ceniflores, María Emma Morales, directora del programa de ingeniería agronómica de la Universidad de Magdalena y Jorge Bazo, gerente de H&N de SGS Latinoamérica, se mencionaron los puntos claves por los que el agro de precisión podía resolver muchos de los grandes retos que hoy tienen miles de campesinos. 

 

De esta manera, los tres invitados a este espacio explicaron la importancia de acercar la tecnología al campo colombiano para mejorar procesos como el manejo de suelos y cultivos, así como poder tener herramientas para medir la variabilidad del clima. 

Anderson Pacheco, CEO de Ceniflores, arrancó su intervención poniendo sobre la mesa las cifras del sector de la floricultura en Colombia que tiene una fuerte presencia en departamentos como Cundinamarca o Antioquía y que ve un gran potencial en muchas otras regiones del país. 

Según Pacheco,  desde la perspectiva de la floricultura el agro de precisión es muy significativo pues permite fomentar y mejorar la competitividad.

“Colombia tiene un potencial enorme en pisos térmicos, diversificación de los suelos y todo lo que ha permitido que seamos un país agrícola con mucha oferta. Definitivamente la agricultura de precisión no solo en la floricultura sino en la apuesta de la seguridad alimentaria de los países habla precisamente de que tan finos y particulares somos a la hora de dosificar para ser más eficientes con los recursos naturales y artificiales como el ahorro en agua y con el uso de plaguicidas para usar menos ingrediente activo por hectárea. Además hacemos un mapeo y reconocimiento de datos porque nosotros capturamos muchos datos pero muchas veces no sabemos cómo leerlos o relacionarlos y ahí es donde el agro de precisión entra para hacerlo más competitivo”, mencionó Pacheco durante el panel. 

Además el panelista también destacó que en su organización hay un sobreflujo de información que en muchas ocasiones no sabe cómo ponerla en beneficio; sin embargo, argumentó que es ahí donde entra la tecnología avanzada:

“Tenemos muchos datos y no sabemos cómo relacionarlos con variables de clima. Allí entra la agricultura de precisión, finalmente es la inteligencia artificial quien  complementará el avance y desarrollo de esta industria”, continuó explicando:

“La ecuación está en producir más en menos áreas, sin riesgo ambiental. Con la eficiencia de esta agricultura de precisión podemos alcanzarlo”, dijo el líder de la empresa dedicada a innovar la floricultura colombiana.

María Emma Morales, directora del programa de ingeniería agronómica de la Universidad de Magdalena, también dio su aporte refiriendo que desde la academia se le ha dado relevancia tanto a la sostenibilidad del agro, como al factor económico que produce la tecnología en los cultivos.

“En la academia tenemos un eje de sostenibilidad. Queremos que los futuros agrónomos puedan hacer un diagnóstico más oportuno; además, consideramos que es importante que la agricultura de precisión llegue a los pequeños productores de una manera asequible económicamente”, explicó la docente de la Universidad de Magdalena.

Finalmente, para Jorge Bazo, gerente de H&N de SGS Latinoamérica, además de resaltar la biodiversidad y el suelo colombiano, mencionó que todos los componentes que hacen posible la agricultura, deben ponerse también en servicio de una manera adecuada con el mercado.

Es importante identificar la capacidad agrícola del suelo y hacer ‘match’ con el mercado. Con la agricultura de precisión se trabaja en función de un sitio específico, trabajamos en pro de la sostenibilidad; la altitud que tiene Colombia es un gran diferencial que no tienen otras regiones y de la cuál se puede aprovechar”.

KienyKe Stories