Colombia atraviesa el peor momento de la pandemia, según MinSalud

Publicado por: christian.sandoval el Mié, 09/06/2021 - 15:36
Share
El viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso, asegura que "los días más duros de la pandemia se dieron en la última semana".
Viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso
Créditos:
Ministerio de Salud

Al tiempo que avanzan las manifestaciones sociales en varias ciudades del país y tras más de 40 días de Paro Nacional, Colombia atraviesa el pico epidemiológico más alto de COVID-19  desde que inició la pandemia, entre otras cosas debido al aumento considerable de las interacciones sociales en un sector de la población, según afirmó en una rueda de prensa el viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso. 

De igual manera, el funcionario añadió que, a pesar de que el país llegó a poseer más vacunas durante el mes de mayo, fue muy difícil responder a las necesidades sanitarias a causa de la dificultad para movilizarse en medio de los bloqueos y a que “este año hemos tenido circulando cepas (de COVID-19) de mayor transmisión”.

“Tuvimos limitaciones para mover la vacuna, para sacarlas de nuestra bodega central y repartirlas en los sitios. Triste y dolorosamente tenemos atentados contra los centros de vacunación, afectación en la distribución interna de las vacunas. Tuvimos problemas para que las personas pudieran llegar a las vacunas”, agregó Moscoso. 

 

Hasta la fecha, según las cifras de MinSalud, han habido en Colombia 3 '459.422 casos de covid positivo, de los cuales poco más de 139 mil continúan activos y 3' 218.620 han logrado recuperarse de la enfermedad. Sin embargo, el balance no es esperanzador si se tiene en cuenta que durante mayo se presentaron días de ocupación de 7.956 personas en Unidades de Cuidados Intensivos, más de un 70% de la capacidad UCI del país. 

“En el mes de mayo se presentó un incremento importante. (...) Tuvimos unos eventos sociales, protestas y movilizaciones, que generan una gran cantidad de interacciones de personas que tuvieron la posibilidad de infectarse en un ambiente muy complejo”, precisó el viceministro. 

Por otro lado, agregó, este aumento de contagios se dio principalmente en “las personas más jóvenes y luego fueron llevándose a otros grupos poblacionales. Eso sugiere que hubo un contacto poblacional importante en algún grupo específico, que luego se hizo general”. 

Las regiones más afectadas 

De acuerdo con la información expuesta por el viceministro, el panorama nacional es en general positivo, salvo por algunas regiones que al momento de inicio del Paro Nacional no contaban con la vacunación suficiente o tenían una prevalencia muy baja de la enfermedad, lo que significa que una proporción muy grande de su población no había tenido COVID-19. 

Dicho factor, entre otras cosas, puede explicar la diferencia significativa que se dio entre los picos de Barranquilla y el de Bogotá, donde ya se cuentan más de 19 mil fallecidos y 69 mil casos activos. A pesar de que la capital del Atlántico también ha presentado manifestaciones masivas, en esta ciudad los casos activos son de apenas 2.717, según informa la propia alcaldía en su página web. 

En la ciudad de Bogotá el Pico fue muy importante porque estaba en una prevalencia moderada de 60 a 65 cuando empezó el pico, lo que significa que 1 de tres personas no había tenido la enfermedad. Eso hizo que esas personas que no se habían infectado, se infectaran”, precisó Moscoso. 

Una situación muy similar sucedió, según el funcionario, con la ciudad de Cali y el departamento del Valle al principio de las protestas, donde “si bien las movilizaciones sociales fueron importantes en número, los mismos efectos sociales generaron que las personas, el resto de la sociedad, no salieran de sus casas y hubiera un confinamiento”. 

Luego de ese punto, agregó, tanto en el departamento del Valle como en el resto de Colombia la situación se fue saliendo de control y lo que llegó a determinar la diferencia de picos entre las ciudades fue que en algunas “el contagio había sido muy grande y las personas que han presentado la enfermedad tienen una inmunidad natural”.

Otras de las regiones que hacen parte de las más afectadas durante el mes de mayo son Santander, Boyacá, Cundinamarca, Meta, Guaviare, Casanare y Nariño, con una media de ocupación del 92% de las camas de los distintos prestadores de servicios de salud. 

¿Regresarán las medidas colectivas?

Respecto a si pueden regresar o no las medidas de salud colectivas, como los confinamientos, toques de queda y demás, el viceministro Moscoso afirmó que no lo descarta en la medida que el Gobierno tiene la facultad para activar “el freno de mano” ante cualquier subida abrupta en los casos confirmados de covid en el país. 

“Ese comportamiento regional no se da en todas partes, por eso hoy tenemos la Resolución 777, que establece que hay algunas regiones con ocupación mayor al 85% y otras que tienen menos. Estas regiones que hemos mostrado sí tienen ese grado de afectación y por eso están sujetas a una modulación distinta”, añadió. 


No obstante, el funcionario aprovechó el cierre de la rueda de prensa para hacer especial énfasis en la importancia de las medidas de bioseguridad individuales, asegurando que estas llegan a tener “10 veces más impacto que las medidas colectivas”.

 

Si quieres saber más, acá te dejamos la rueda de prensa completa: 

Escuche las noticias más importantes del día: