Rebrote de Covid-19 en Melbourne afectaría al Abierto de Australia

Publicado por: maria.vargas el Vie, 12/02/2021 - 08:09
Share
Creado Por
Agencia EFE
El Abierto de Australia se empezará a jugar sin público debido al confinamiento decretado en Melbourne por el gobernador del estado de Victoria.
Créditos:
EFE/EPA/JASON O'BRIEN

Este viernes, 12 de febrero, Daniel Andrews, gobernador del estado de Victoria, donde se adelanta el Abierto de Australia 2021, anunció que debido al rebrote por coronavirus que está padeciendo esta zona, habrá un confinamiento “corto y tajante”, lo que desencadenó en la ausencia del público en el Grand Slam.

La medida regirá, según anunció Andrews, a partir de las 12:00 p.m. de esta noche, lo que significa que, desde mañana, y de manera indefinida todavía, no habrá espectadores en ninguno de los partidos de la tercera ronda del Australian Open 2021.

Además, el gobernador de Victoria confirmó que, a pesar de que las gradas del Grand Slam estarán vacías, esto no detendrá la realización del evento.

“Grandes y pequeños eventos deportivos profesionales funcionarán únicamente como un lugar de trabajo normal pero no tendrán la función de un evento de entretenimiento porque no habrá público. El trabajo, además, se reducirá al mínimo con la intención de mantener un ambiente seguro”, aseguró Andrews en conferencia de prensa.

Así, esta medida no afectará el curso normal de las jornadas de tenis, por lo que todos los encuentros que estaban programados a realizarse este fin de semana, se llevarán a cabo sin ningún contratiempo y en los horarios establecidos.

De esta manera, los asistentes al Abierto de Australia 2021 se perderían la ronda de los octavos de final, que contaba con enfrentamientos como el de, Novak Djokovic, número uno del mundo, contra el canadiense Milos Raonic; el austriaco Dominic Thiem frente a Grigor Dimitrov; o el duelo de una de las mejores duplas del mundo, Bruno Soares y Jamie Murray ante Bolelli y Máximo González.

Cabe resaltar que días antes de iniciar el torneo, se había confirmado la presencia de público en los encuentros del primer ‘major’ del año, en el cual se admitieron entre 25.000 y 30.000 asistentes, lo que significaba, en la suma de dos semanas, la mitad de espectadores acogidos el año pasado (alrededor de 390.000), como lo afirmó Martin Pakula, ministro de Deportes de Victoria.

Otras complicaciones por el covid-19 en el Australian Open

Este no ha sido el único contratiempo que ha sufrido el Abierto de Australia por culpa del coronavirus. Como punto inicial, las fechas de la realización de la competición sufrieron variaciones en comparación a lo que acostumbra, pues, este Grand Slam suele celebrarse entre mediados y finales de enero, pero fue prorrogado debido a que los tenistas necesariamente debían cumplir con el confinamiento previo.

Asimismo, durante el vuelo en el que llegaron a Australia más de mil asistentes (entre preparadores, tenistas y miembros directivos), fueron hallados ocho personas que arrojaron positivo para coronavirus en los test de PCR.

De igual forma, previo al inicio del Abierto, en un hotel donde se hospedaban cerca de 600 personas, entre las cuales 160 eran jugadores de tenis, encontraron otro positivo para covid-19, lo que retrasó una jornada a los eventos previos al Grand Slam.

KienyKe Stories