Por abuso sexual acusan al tesorero del Vaticano

Publicado por: admin el Jue, 29/06/2017 - 03:45
Sharekyk
El cardenal australiano George Pell, el número tres del Vaticano, deberá comparecer ante el tribunal de Melbourne y responder por las acusaciones en su contra de presunto abuso sexual a menores.

Por abuso sexual acusan al tesorero del Vaticano
El cardenal australiano George Pell, el número tres del Vaticano, deberá comparecer ante el tribunal de Melbourne y responder por las acusaciones en su contra de presunto abuso sexual a menores. George Pell, de 76 años, es actualmente el responsable de finanzas del Vaticano y el primer alto cargo de la curia romana en ser imputado por delitos de pederastia. El religioso deberá comparecer el próximo 18 de julio ante el tribunal, por presuntamente haber abusado sexualmente de menores cuando fue sacerdote en la ciudad de Ballarat (1976 - 1980) y cuando fue arzobispo de Melbourne (1996-2001). Además, el cardenal lleva casi diez años respondiendo ante distintas comisiones oficiales por sospechas de negligencia o encubrimiento de sacerdotes pedófilos mientras era obispo. [single-related post_id="649602"] El cardenal australiano se pronunció en una rueda de prensa y aseguró que"este asunto está siendo investigado desde hace dos años y ha habido filtraciones a la prensa en un ‘asesinato del prestigio’ sin tregua. La decisión se ha alargado durante más de un mes. "
"Estoy esperando que llegue mi día en el tribunal para defenderme, soy inocente de estos cargos. Son falsos. La completa idea de abuso sexual es aberrante para mi", aseguró.
Además, Pell señaló que se ha comunicado regularmente con el Papa, quien le ha concedido "un periodo de excedencia para poder defenderse", y aseguró que "hemos acordado que limpiaré mi nombre en Australia, y le estoy muy agradecido por su apoyo. Soy completamente claro y consistente en el rechazo de estas acusaciones. Quiero limpiar mi nombre y volver a Roma para seguir trabajando". Por su parte, la Santa Sede ha expresado su total apoyo al cardenal. "La Santa Sede recibe con desagrado la noticia del envió a juicio del cardenal que, en el pleno respeto de las leyes civiles y reconociendo la importancia de su participación de modo que el proceso se desarrolle de forma justa y se favorezca la búsqueda de la verdad, ha decidido volver a su país", expresó en un comunicado. [single-related post_id="549485"] Además, señaló el compromiso del cardenal en la creación de la Comisión Pontificia para la Tutela de los Menores. "Pell  ha condenado durante décadas abierta y repetidamente los abusos cometidos contra menores como actos inmorales e intoreables, ha cooperado en el pasado con las autoridades australianas, ha apoyado la creación de una Pontificia Comisión para la tutela de menores y la prestación de ayuda a las víctimas de abusos"
"Durante la ausencia del Prefecto, la secretaría para la Economía continuará desarrollando los deberes institucionales que le son propios. Los secretarios permanecerán en sus cargos para tramitar los asuntos de carácter ordinario".

Las investigaciones

Hace ocho meses, agentes policiales interrogaron a Pell en Roma sobre estas acusaciones, que él desmiente categóricamente. [single-related post_id="408265"]   Esta citación se da luego de una larga investigación, que comenzó en 2012, y por la que Pell ha tenido que comparecer en tres oportunidades ante una comisión gubernamental australiana que investiga los abusos sexuales a menores en el seno de organizaciones e instituciones públicas, religiosas y sociales. Durante estas declaraciones, ha afirmado que erró en la gestión de los curas pedófilos en el Estado australiano de Victoria en los años 70. Había sido acusado de abusos sexuales cuando era arzobispo de Sídney, en 2002, aunque después fue exculpado. Entre las declaraciones en su contra se encuentran la de dos hombres que aseguran que Pell les tocó los genitales de forma inapropiada en la década de 1970. Además, un tercer hombre asegura haber visto al religioso exponerse desnudo ante muchachos jóvenes.  
El papa Francisco confía en la inocencia de George Pell, por lo que, a pesar de las críticas que han traído, decidió no apartarlo de la Curia Romana.
El regreso del cardenal a Roma o su dimisión dependerán del proceso penal y su calendario. [single-related post_id="672622"] Según datos de la investigación, que se dieron a conocer en febrero del presente año, el 7% de los sacerdotes católicos habrían sido acusados de abusar de niños en Australia entre 1950 y 2010, aunque estas acusaciones nunca fueron investigadas. Alrededor de 4.444 supuestos incidentes de pedofilia fueron reportados y, en algunas diócesis, más del 15% de los curas habrían estado implicados.