Polvo del Sahara afecta moderadamente Bogotá

Publicado por: lizeth.piza el Lun, 01/03/2021 - 16:35
Share
Las concentraciones de material particulado generados por el polvo del Sahara han tenido un bajo impacto. Por el momento la ciudad no está en alerta.
Polvo del Sahara en Bogotá
Créditos:
bogota.gov.co

La llegada del polvo del desierto del Sahara tuvo un impacto moderado en cielo bogotano. Según la Secretaría Distrital de Ambiente, los niveles reportados en la Red de Monitoreo de Calidad del Aire de Bogotá aseguran que los niveles del material particulado se han mantenido estables y con una tendencia a la baja.

El informe se emitió el pasado sábado 27 de febrero. Carlolina Urritia, la secretaria de Ambiente, afirmó que, "afortunadamente no ha sido muy intensa, no ha habido la necesidad de declarar ningún tipo de alerta". En términos de salud, no hay que alarmarse por la situación a pesar de que la contaminación de la ciudad más la llegada del polvo podrían poner en riesgo a personas con enfermedades respiratorias. 

Una de las zonas de Bogotá que está en constante riesgo es la estación Carvajal-Sevillana. El sector tiene un alto flujo de vehículos de carga y está cerca de la zona industrial. En tal caso de incrementar los niveles de material particulado alrededor de la estación, podría darse una alerta, pero por el momento las condiciones se han mantenido regulares. 

Incluso, la Secretaría afirmó que, "las condiciones meteorológicas de las últimas horas han contribuido para que la calidad del aire sea favorable y moderada". Igualmente, la entidad recomienda a la ciudadanía abstenerse de la actividad física exigente al aire libre. 

Por el momento, la Red de Monitoreo de Calidad del Aire de la ciudad está vigilando el comportamiento del fenómeno en 19 estaciones de Bogotá. 

Detrás del fenómeno ambiental

En la noche del miércoles 24 de febrero llegó la nube de polvo del desierto del Sahara. Este fenómeno natural empezó desde el 16 de febrero y desde el 24 hace presencia en la capital colombiana. 

La Secretaría Distrital de Ambiente tiene presente que la ola de aire está dirigida a una parte del norte de Suramérica, lo que implica que varias regiones de Colombia, además de la capital, se vean comprometidas.

Este fenómeno natural suele suceder una vez al año. El desierto del Sahara, que es el más grande del mundo, empieza a generar una masa de aire muy seco y lleno de polvo que empieza a movilizarse gracias a los vientos. Los expertos lo denominaron como el "Polvo del Sahara" y estiman que anualmente el Sahara mueve 100 millones de toneladas de polvo que terminan en material particulado alrededor del mundo.

El evento natural suele afectar a varios países cuando sucede y esta no es la primera vez que llega a Colombia y afecta a la capital. En junio del año pasado llegó la ola de polvo a la ciudad y tuvo varias consecuencias en el aire de Bogotá.