Vacunación en Suramérica: un recuento del proceso

21 Marzo 2021, 09:27 AM
Share
Por el momento, el balance general sobre las campañas de vacunación que se adelantan en esta región no es positivo.
Créditos:
Wikimedia Commons

La vacunación masiva contra la COVID-19 en los países de Suramérica avanza a ritmos diferenciados y los planes varían en cuanto al calendario, la priorización de los grupos poblacionales y la procedencia de los fármacos usados para la inoculación. En términos generales, no obstante, en las naciones de la región el progreso es lento y la situación epidemiológica de cuidado.

La desigualdad en la distribución de las vacunas contra el coronavirus es una condición determinante para explicar esta situación, hace un mes la Organización de las Naciones Unidas (ONU) denunció que diez países habían acaparado el 75% de las dosis a nivel global. Pero también repercute el mal manejo administrativo de los gobiernos frente a la crisis sanitaria.

Por otra parte, la celeridad en las campañas de vacunación no necesariamente es equivalente al éxito en la lucha contra la enfermedad, otros factores como la cantidad de contagios, la ocupación hospitalaria y la disponibilidad de insumos para tratamiento son igualmente relevantes.

Chile

El plan de vacunación generalizada contra el coronavirus empezó el pasado 3 de febrero. De acuerdo con el programa Our World in Data de la Universidad de Oxford, hasta el pasado 16 de marzo, 7,41 millones de dosis fueron administradas.

En los últimos siete días, en promedio, el país lidera mundialmente en ritmo de vacunas diarias aplicadas por cada 100 habitantes: 1,53. Chile está administrando el inmunizador contra la COVID-19 más rápido que Israel, Estados Unidos, Serbia y el Reino Unido.

Desde que arrancaron las jornadas de inoculación se han puesto 38,75 dosis por cada 100 personas que viven en Chile.

Es el quinto país de la región con más contagios registrados (900.782), el tercero con relación a su población (47.121 por cada millón de habitantes) y el quinto en muertes totales y relativas (21.789, 1.139 por cada millón de habitantes).

El Gobierno chileno prevé llegar al 80% de la población (aproximadamente 15 millones de personas) al final del primer semestre de 2021.

Colombia

La estrategia de inoculación inició el 17 de febrero pasado, según el Gobierno nacional la meta es inmunizar 20 millones de personas en el trascurso de este año. En la primera fase se decidió vacunar a los trabajadores de la salud que se desempeñan en la primera línea de atención y a las personas mayores de 80 años.

Hasta el pasado domingo 15 de marzo, según la información recopilada por Our World in Data, en Colombia se aplicaron 913.961 vacunas, es decir, 1,8 dosis por cada 100 personas. Entre los países de Suramérica es el cuarto en volumen y el quinto con relación a su población.

Es el segundo peor posicionado en cuanto a casos absolutos de contagio y muerte por COVID-19: 2,31 millones y 61.368, respectivamente. Y es tercero y cuarto, respectivamente, en casos fatales (1.206) y contagios (45.390) por cada millón de habitantes.

Argentina

Desde que arrancó la campaña de inmunización el 29 de diciembre de 2020, 2,54 millones de dosis fueron administradas en Argentina (5,62 por cada 100 personas). El país es tercero en el subcontinente en estos indicadores, de acuerdo con el programa de la Universidad de Oxford.

Es el tercero en casos absolutos de contagio y muerte por COVID-19: 2,21 millones y 54.036, respectivamente. Y es cuarto y segundo en casos fatales (1.195) y contagios (48.901) por cada millón de habitantes.

La primera etapa del plan contemplaba la inoculación de personal de salud que trabaja con pacientes con COVID-19; no obstante, denuncias por una presunta “vacunación VIP” provocaron la renuncia del entonces ministro de Salud, Ginés González, y obligaron a la Presidencia a publicar una lista de quiénes habían recibido las dosis por orden del Ejecutivo.

Perú

La primera fase empezó el pasado 9 de febrero, e incluye al personal sanitario, los miembros del cuerpo militar y policial del país y los adultos por encima de los 85 años. Según el Gobierno peruano, la meta es inmunizar a 26 millones de personas este año.

Según Our World in Data, hasta el pasado 15 de marzo, en Perú se habían aplicado 524.378 vacunas contra el coronavirus, 1,59 por cada 100 personas en el territorio nacional. Respecto a América del Sur es quinto en valores absolutos y sexto con relación a sus habitantes.

En lo tocante a los casos totales de contagio y muerte por COVID-19 es cuarto: 1,42 millones y 49.177, respectivamente. Por cada millón de habitantes registró 43.035 contagios (quinto) y 1.491 casos fatales, la tasa más alta en la región.

En el marco del plan de vacunación se conoció que al menos 467 personas accedieron al medicamento de manera anticipada e irregular. En el caso que se denominó “Vacunagate” estuvieron implicados el expresidente Martín Vizcarra y las exministras de Salud, Pilar Mazzetti, y de Exteriores, Elizabeth Astete.

Ecuador

El pasado 21 de enero inició la fase 0 (plan piloto) de inmunización. De acuerdo con el presidente Lenín Moreno, que culminará funciones el próximo 24 de mayo, durante su administración espera colocar por lo menos 4,5 millones de dosis.

Hasta el sábado pasado, 139.359 dosis fueron administradas en el país (0,79 por cada 100 personas). Ecuador es octavo en el subcontinente en estos indicadores, de acuerdo con el programa de la Universidad de Oxford.

Es sexto en cuanto a casos absolutos de contagio y muerte por el coronavirus: 302.854 y 16.259, respectivamente. En casos fatales (921) y contagios (17.165) por cada millón de habitantes es séptimo y noveno.

El 26 de febrero de este año, el ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, tuvo que dimitir por utilizar sus influencias para saltar el orden regular de suministro y distribuir el fármaco contra la COVID-19 entre algunos de sus familiares.

Bolivia

Desde el 29 de enero hasta el 15 de marzo de este año, 141.810 vacunas fueron administradas (1,21 por cada 100 habitantes). Bolivia es séptimo entre los países de la región en estos registros, de acuerdo con Our World in Data.

Es también el séptimo en lo relativo a casos absolutos de contagio y muerte por COVID-19: 260.988 y 11.997, respectivamente. Y es sexto y séptimo en casos fatales (1.027) y contagios (22.358) por cada millón de habitantes.

Bolivia priorizó en la campaña piloto de inoculación al cuerpo médico que atiende a los pacientes con el coronavirus. El plan oficial es vacunar a todos los bolivianos mayores de 18 años, o sea unos siete millones de personas, antes de que finalice el tercer trimestre de 2021.

Paraguay

Según las estadísticas que publicó la Universidad de Oxford, con corte al 15 de marzo, en Paraguay se han aplicado 12.007 dosis, 0,17 dosis por cada 100 personas. Entre los países suramericanos tiene el registro absoluto más bajo y el penúltimo con relación a su población.

Es el octavo en casos acumulados de contagio y muerte por el coronavirus: 183.348 y 3.554. Y es octavo y sexto, respectivamente, en casos mortales (498) y contagios (25.705) por cada millón de habitantes

El proceso de vacunación comenzó el 22 de febrero pasado. Menos de dos semanas después, el 6 de marzo, el ministro de Salud, Julio Mazzoleni, presentó su renuncia al cargo, luego de que el Legislativo aprobara una declaración en la que se exigía su dimisión debido a su gestión en la pandemia.

Uruguay

El 1° de marzo comenzó a vacunar masivamente contra la COVID-19. En total 215.780 dosis han sido repartidas, lo que representa un avance de 6,21 por cada 100 personas en el país. Con referencia a su población se encuentra en la segunda posición en ritmo y sexto en el conteo general de aplicaciones, en comparación con el resto de los países de Sudamérica.

De acuerdo a la plataforma Our World in Data, en Uruguay se han reportado 73.770 contagios (21.236 por cada millón de habitantes), la menor cifra total y relativamente la octava en el subcontinente. En el indicador de mortalidad absoluta también está en el último lugar, con 725 fallecidos; con relación a la población es noveno con 208 casos por cada millón de ciudadanos.

Brasil

En número total de vacunas aplicadas Brasil es el líder: 11,9 millones (15.03.21). Proporcionalmente administró 5,6 por cada 100 personas en el país, el tercer mejor registro en América del Sur.

También es primero en la cantidad acumulada de casos de contagio (11,6 millones) y por millón de habitantes (54.589). Ha registrado 1,27 muertes por cada millón de habitantes (segunda marca más alta), que en suma son 282.127 fallecidos por COVID-19 durante la pandemia (la cifra más alta en cualquier país suramericano).

El pasado lunes el presidente Jair Bolsonaro confirmó a Marcelo Queiroga como nuevo ministro de Salud. El profesional es el cuarto jefe de esta cartera en lo que va transcurrido de la emergencia sanitaria.

Venezuela

En la etapa 1 de la campaña, que arrancó el 18 de febrero de este año, tiene prioridad el personal médico que se encuentra en primera línea para atender a los pacientes contagiados con la enfermedad, ​​​​​​los cuerpos de seguridad y los altos funcionarios del Gobierno.

Hasta el 4 de marzo pasado (última actualización estadística recopilada por Our World in Data), 12.194 dosis del medicamento fueron administradas en Venezuela, 0,04 por cada 100 habitantes. El país ocupa la penúltima y última posiciones en la región en estos indicadores, respectivamente.  

Es también el penúltimo en casos absolutos de contagio y muertes por COVID-19: 147.028 y 1.451, respectivamente. Y último en casos mortales (1.027) y contagios (5.170) por cada millón de habitantes.

KienyKe Stories